sábado, 16 de diciembre de 2017

Dicen que soy un payaso..

'El artículo 205 (cuyo proyecto firmó muy satisfecho) amenaza mi labor diaria..' 
Anibal Cruz, orgulloso 'presi' del siempre ansiado Colegio Médico de Bolivia. 


Tenazmente convencido de aquel cuchufleto aforismo que reza algo como 'detrás de todo gran hombre se supone siempre una gran mujer..', el pasado viernes 15 de diciembre, más temprano que tarde, un envalentonado Albaristo Gayliniera, el iluminado concubino de Chorlito Morales II, y por plenos derechos conyugo-rectales la eterna primera dama (y algunas veces presidenta interina plenipotenciaria en ausencia de su amado -y muy dado a los viajes de placer- estadista Chorlito), promulgó sin asquito ni temblor alguno visible en la muñeca torcida, la tenebrosa Ley del Nuevo Código Penal narcocalero.. Promulgación ésta, que los colegios médicos nacionales y otros sindicatos de ramas afines intentaron evitar durante 23 días -sin sus noches, con marchas, bloqueos y tb -a estas alturas del siglo XXI (!!)- con inútiles huelgas de hambre. Medidas que resultaron todas (como era de esperarse, claro), tan efectivas como un tiro al pedo. 

Matarse de hambre (o al menos fingir hacerlo) a estas alturas de la historia.. ¡ya no pues compañeros! Las payasadas, y en especial las tomaduras de pelo, debieran ser dominio exclusivo de los payasos.. 

A nosotros los médicos, nos supone la gente, uno de los gremios más cultitos y por tanto más leídos.. Tonces, obligados tendríamos que estar (o al menos sentirnos), a dar muestras inapelables de semejantes gentilezas. 

Pero no. De prevención y previsión de seguros desastres, o de inteligentes estrategias ante el declarado enemigo: nadita de nada. Mas eso sí: ¡dale que dale con las mañas de sindicato!, y ¡dale con seguir a borregos como borregos y confiar la representación gremial y hasta moral a reverendos cojotrones que presiden los más pestilentes sindicatos de ratas -como en los hechos es y seguirá siendo (hasta que me demuestren lo contrario) el Colegio Médico de Cochabamba y, por extensión natural, el de Bolivia!

Porque mire Ud.: de 'una puñalada por la espalda..', calificó Aníbal Cruz, el actual presidente del colegio médico de Bolivia, a la promulgada ley que con gestos de verdadero orgasmo vaginal le asestó públicamente la astuta estratega Comandante Déborah -aka Albaristo Gayliniera- a él y a otros tantos pelotudos dirigentes-médicos.. quienes tras firmar -sabrá el diablo bajo que malditos arreglos- un acuerdo vil de 'satisfacción' con el hasta entonces 'proyecto cocalero del nuevo Código Penal' (septiembre de este año), terminaron nomas de joder a los miles de médicos que ejercen en las de inicio ya muy adversas condiciones de todas las instituciones hospitalares públicas y ahora tb -por obra y gracia envolventes..- de todas las instituciones privadas, en suelos bolivianos.

Cuestionados Cruz y sus cómplices pelotudos en diferentes medios televisivos del por qué exigían de pronto ellos y sus arreadas bases, la abrogación del acuerdo antes tan celebradamente suscrito tras pleno acuerdo con los alcances del polémico artículo 205 sobre mala praxis (hace solo unos mesesitos atrás con Gabrielita Montáme-Montáme y el senador, comediante y travesti defensor de la pollera paceña Gringo Gonzáles), y ahora promulgado así -sin modificación alguna, por la mañuda comandante Déborah.., no atinaban sino a dar por respuestas, perlas nivel Cantinflas Ph.D como:

a) que 'esas no eran las condiciones en las que se acordó el mismo..' 
b) que 'quizá las bases no reconocían en su totalidad a sus dirigentes..'
c) que 'en conferencia de prensa -el sábado 16/12/17- se revelarían los verdaderos motivos' por los que intentaron durante 23 días borrar con el codo lo que suscrito dejaron con puños, sellos y letras sin presión ni coerción alguna. Conferencia de prensa que sigo esperando yo, muy pacientemente, a estas tempranas horas del 17/12/17..

Flor de pelotudos todos estos insignes doctorcitos. Uno con un discurso más absurdo que el otro.. Tan serios como un payaso. 

Pero lamenta ahora el acongojado Aníbal que tanto masistas como sus cercanos colegas digan que él es un simple payaso.. Tan payaso que ni el Ministerio de Salud ni la ministrilla Campero ya le hacen caso. Y es verdad que es un payaso.. ¿Pero que le vamos a hacer? ¡Si uno no es lo que quieren, sino lo que puede ser! Y según parece -este aprendiz de comediante y tb toditos sus émulos, son peores que un payaso, porque a ver: o no saben leer lo que firman o no comprenden lo que leen. Es el desastre a todo nivel: Estamos en manos de analfabetos funcionales.. Mentecatos que tras meter la pata, no tienen siquiera el valor de pegarse un buen balazo..

Y ante semejante panorama; ante semejante asquerosa infamia narcomunista que va pudriendo todo y a todos ¿qué irá a hacer Ud. mi estimad@ amig@ para reclamar sus derechos? 

¿Quiere un consejo de médico?  -Ataque. A matar. 

Su enemigo ya le ha demostrado abiertamente lo dañino que es y tb que no sabe ni quiere saber de reglas de juego. Y si algo aprende uno en las iniciales lides del ejercicio médico tratando virulentos bichos y situaciones difíciles a causa de accidentes, desastres o probadísimos dañinos agentes patógenos (como son todos y cada uno de los orcos responsables de ésta asquerosa y desvergonzada y artera gangrena social que se ha llamado MAS-IPSP), es cuán implacables debemos ser al momento de decidir manejo y tratamientos: Tome por eso, de inicio y sin asco, la más agresiva de las medidas. Los orcos y la 'primera dama' así lo hacen. ¿Queda lugar entonces para ser considerado? No.

¡No se negocia nunca con lo putrefacto, carajo! ¡Ni se pactan amorosos acuerdos con los vectores de inmundas enfermedades! Esta peste narcocalera que ha infectado de muerte segura la institucionalidad y el estado de derecho, es más negra y purulenta que en su momento lo fue la bubónica en las europas; hay que por tanto, eliminar a las ratas y drenar a las cloacas todo el pus con ansias de reincidencia o repostulaciones. Sea a pedradas o a garrotazos. Sea a escobazos o a tajos.. Todo vale, todo está ya permitido porque el fin, hoy más que nunca, justifica siempre los medios. Procúrese Ud. mism@ un ambiente saludable. La salud -Su Salud- es un derecho innato, y no un maldito privilegio ni chiste de patéticos payasos.
Diciembre 17, 2017. 
Al son de "Soy un payaso..", de José José. Desde hoy, himno institucional y coro general del Colegio Médico de Bolivia, a partir de los recientes logros del fabuloso liderazgo de su ilustre presidente, el Dr. Animal Cruz.





Imágenes:
1. Fotografia del doctorcito Aníbal Cruz, un notable -por gordo y por locuaz- cirujano y empresario cochabambino. Célebre tb por ser el primer médico de Bolivia (y quizá del mundo) en ganarse la vida con el sudor ajeno, pues entre sus muchos talentos, destaca el de ser un pionero motelero. 
La imágen fue tomada en el momento exacto en que Cruz (tras la promulgación de la ley por la Primera dama Gay, artículo 205 incluído sin cambios), soltaba ese fantástico epígrafe de lo 'criminalizador' que le resultaba dicho artículo  para sus labores diarias, y que él mismo firmara meses antes junto a eminentes masistas en turbulento acuerdo celebrado por él, de modo más locuaz que nunca.  La cara de culpable lo dice todo. ¡Para la estaca astillada, este mamerto! ¡Por abyecto y por mamerto!
2. Fotografía del doctorcito Luis Larrea, presidente del Colegio Médico de la ciudad de La Paz. Igualmente notable en su ciudadpor gordo claro, como su homólogo el rey de los moteles cochalos. A pie de foto, reza la única frase medianamente inteligente y que accidentalmente soltara en medio de protestas de gremio, intentando desconocer el turbulento acuerdo aquel que en su momento firmó él tb; con puño, sello y letra.. 
Vistas y oídas sus mediocres intervenciones (carentes todas de la elocuencia mínima esperable para el cargo y oficio) ante los medios, queda en el misterio por qué carajos este limitado crispín es contínuamente elegido y recontra-elegido para hablar en nombre de miles y miles de colegas médicos paceños, pues si de saber leer -lo que firma- se trata, éste otro gordo doctorcito no parece ser distinto a un orco cualquiera  de los movimientos sociales.. ¡Para la estaca astillada tb, este otro mamerto! ¡Por abyecto y por insistentemente mamerto! 
3. Foto collage con la estampa de los dos más entrañables y folklóricos personajes políticos del vasto Narcosuyo. A izquierda, en primer plano, el director en jefe de los payasos senadores: el Gringo Gonzáles (aka el Sandwich de Chola) explicando brillante y objetivamente, como es su costumbre de alta academia, que una gasolina de mayor octanaje (la RON 91) dará siempre igual o aún más kilocalorías que una hamburguesa KingSize.. Así, mediante magistral metáfora -digna de changos mongolitos, logró el Gringo despejar de un plumazo toda sospecha de un inminente y disimulado gasolinazo pal populacho de siempre suspicaces bolis. Nóte Ud., a la derecha de Gonzales, a la despampanante conejita presidenta de los diputados Gabrielita Montáme-Montáme, totalmente fascinada por semejante elocuencia y dominio de equivalencias calóricas en el peculiar Sandwich de Chola..
A derecha de la foto, el momento más importante, digamos clímax, de la carrera política del virtuoso Gringo Gonzáles: el momento aquel en que descubrió mediante una de sus tantas epifanías achachilescas de masista lameculos, que muy en el fondo quería ser, vestir, gozar y merecer todas las delicias camarales (con su amo Chorlito Morales) como lo hacen toditas y cada una de las narcocholas. 'Un lameculos extraordinario, es un lameculos con estilo..', nos parece decir. ¡Laaarga vida a este payaso!
4. Fotografía de la doctorita Ariana Campero Nava, la excelsa ministra actual de Salud boliviana, graduada con honores del rango 'summa cum loaded' en la privativa Escuela Latinoamericana de Medicina de La Habana-Cuba para becados tercermundistas rigurosamente escogidos.. Tan altísimo es el IQ de la extraordinaria Ariana que, con solamente escasas veinte primaveras, logró obtener (tal y como hicieran antes, por miles, otros selectos genios bolis)  el título de médica cirujana tras apenas dos añitos de intensa doctrina comunista, enteramente libres de cualquier examen de conocimientos y destrezas a los que son sometidos todos los demás vulgares y silvestres aspirantes a médicos en cualquier otra parte del primer o tercer mundo. 
Por su experticia en gestión de políticas funestas de Salud Pública y dispendioso asistencialismo; y muy especialmente por sus proactivos talentos orales, culinarios y vulvares desarrollados durante su etapa de primero becaria, luego viceministra, luego asesora salubrista, la jovencísima Ariana fue finalmente posesionada como Ministra de Salud del vasto Narcosuyo el año 2015 por el mismísimo Chorlito Morales. Desde entonces y a la fecha, esta singular fulana, la sin duda más joven y más bruta ministra de Salud del universo conocido (Doogie Howser, dice?? Nah.. Ese fantasioso marica no cuenta!), no deja de causar pasmo y azoro en todos los miles de médicos bolis no graduados -por desdicha- en Cuba o en Venezuela. 
Cuentan, quienes han tenido la fortuna de intimar con la prodigiosa Ariana, que sus juicios clínicos, sus destrezas semiológicas y terapéuticas (pese  a que ella nunca estudió Medicina de verdad ni mucho menos  atendió a un solo paciente ni hizo jamás una sola guardia de emergencias en ningún hospital de Bolivia en su vida) rayan simple y llanamente en lo clarividente.. Tan clarividente es ella (podrá notarlo Ud. tb  leyendo la profunda como ininteligible frase a pié de foto) que asombra a propios y extraños del mundo médico, afirmando una y otra vez desde el día de su posesión, que: 'Se asignarán ítemes extra en salud, cuando se concluya (un) hospital de tercer nivel.." 
Muchos colegas, no tan privilegiados intelectualmente como lo es Ariana, sufrieron trágicas embolias y hasta derrames cerebrales intentando comprender y aquilatar el insondable pensamiento aquel con el que la joven genia revoluciona de cabo a rabo la Salud boliviana y nos conduce a los derroteros envidiables del pedestre modelo de salud cubano o -en el peor de los casos, de la revolucionariamente cagada Venezuela.. ¡Alabada sea ésta aparecida mentecata.., que ni un puto hospitalucho de tercer nivel habrá de gestionar y menos inaugurar en su espuria labor de comunista, de 'médica' y 'visionaria' masista! ¡Larga estaca a esta bruta y fanática piruja; por masista, por inepta, por trucha y por piruja!